International Sorghum and Millet Collaborative Research Support Program (INTSORMIL CRSP)

 

Authors

INTSORMIL

Date of this Version

11-10-2008

Document Type

Article

Citation

INTSORMIL Impact (November 10, 2008)

Abstract

El programa de tecnología de alimentos del CENTA, con el apoyo del INTSORMIL ha estado desarrollando recetas de pan a base de harina de sorgo y probándolas en pequeñas y medianas panaderías de El Salvador por muchos años. Ahora con los precios de harina de trigo a $0.57 por libra, los panaderos de El Salvador han demostrado un creciente interés en el uso del sorgo a un costo de $0.32 por libra como un sustituto parcial de la harina de trigo en sus productos. Los tecnólogos de alimentos del CENTA han estado promoviendo el uso y consumo de harina de sorgo vía TV y periódicos y como resultado panaderos, personal de industrias de alimentos y otras personas interesadas han solicitado entrenamiento en la molienda del sorgo y sus usos en panadería (foto grande abajo). Como un resultado de los entrenamientos algunas panaderías grandes están experimentando el uso de la harina de sorgo, así como también pequeñas y medianas panaderías en áreas rurales, están ahora usando harina de sorgo como un sustituto parcial del trigo.

De acuerdo a la tecnóloga de alimentos Vilma Calderón (pequeñas fotos abajo) dos mayores restricciones impiden el incremento en el uso de harina de sorgo en la industria de la panifi cación en El Salvador: 1) la disponibilidad de sufi ciente grano de buena calidad que satisfaga los requerimientos de procesamiento de las grandes panaderías y 2) Pequeños productores del área rural necesitan molinos de sorgo más efi cientes que el molino de nixtamal que se usa actualmente.

Los científi cos de CENTA apoyados por el INTSORMIL están trabajando con agricultores para incrementar el abastecimiento de grano de sorgo de buena calidad y el desarrollo de un proceso de molienda más efi ciente. El molino Omega VI (ver abajo) es costo efectivo y varios de ellos han sido donados por el INTSORMIL para ser probados en el área rural. Estos molinos también pueden ser manufacturados localmente (como se ha hecho en Uganda) y ellos son aceptados por pequeños procesadores de sorgo.