Modern Languages and Literatures, Department of

 

Date of this Version

2015

Comments

Copyright 2015 Miguel Magdaleno Santamaría

Abstract

Según Mitre Fernández, la Edad Media sigue percibiéndose como un periodo muy oscuro de la historia, y esa imagen se debe en gran medida a los intelectuales renacentistas e ilustrados, quienes “contribuyeron poderosamente a forjar esa antinomia Medievo-Tiempos Modernos” (74), reduciendo el periodo medieval a una época de salvajismo brutal, superstición y control total de la Iglesia Católica. En esta línea de pensamiento encontraríamos a pensadores como Elio Antonio de Nebrija (1441-1522) o Alfonso García Matamoros (1490-1550). Sin embargo, el autor también nos dice que esta no es la única visión del Medievo que se tenía en la primera modernidad: “cronistas, dramaturgos, críticos, eruditos, etc., encontraron también en esta época una fuente de inspiración y un mundo a abordar más allá de prejuicios dominantes” (74). Entre estos destaca a finales del siglo XVIII el jesuita Juan Andrés que realizó un estudio comprensivo de toda la literatura anterior a su tiempo, “del que se lucrarían ampliamente las generaciones posteriores y los medievalistas en particular” (74), según señala el autor. Después de una breve introducción, Mitre Fernández divide su ensayo en tres grandes apartados que están a su vez divididos en sub-apartados, donde presenta una serie de autores de los siglos XVI, XVII y XVIII y sus diferentes visones del Medievo. Así pues, en esta reseña seguiremos su propio esquema de organización. Este ensayo es, por tanto, de gran utilidad para todo aquel que quiera extraer una visión panorámica de las distintas valoraciones que se hacían del periodo medieval durante la Edad Moderna, aunque hay una cierta inconsistencia o arbitrariedad a la hora de proporcionar fechas.

Share

COinS